Campos de Estrellas

Archive for the ‘via lactea’ Category

La Vía Láctea en verano

La Vía Láctea preside el cielo nocturno durante el verano del hemisferio norte. Una hermosa estampa que sin embargo no podemos contemplar desde nuestras poblaciones, inundadas por sus luces artificiales, lo que obliga a buscar cielos oscuros.

Las siguientes imágenes son dos lugares donde podemos contemplar la Vía Láctea, aunque en el horizonte es patente la contaminación lumínica producida por las luces artificiales de nuestras ciudades incluso a muchas decenas de kilómetros.

La primera imagen muestra la Vía Láctea sobre el Monasterio de Tentudía, en la provincia de Badajoz. Este lugar es el punto más alto de la provincia, a unos 1100 metros sobre el nivel del mar.

La Vía Láctea sobre el Monasterio de Tentudía

La Vía Láctea sobre el Monasterio de Tentudía

Mostrar la Vía Láctea tan claramente hace que también destaquen en gran medida la luces de algunas ciudades, hasta el punto de que su luz domina el horizonte, y más en un día como el de la foto con bastante bruma. La luz más brillante a la derecha de la imagen corresponde a Sevilla, cuyas luces son claramente visibles desde este lugar. A simple vista se llegan a distinguir las luces de señalización de algunos de sus edificios más altos.

La segunda imagen está tomada en el Cerro del Hierro, en la Sierra Norte de Sevilla.

La Vía Láctea sobre el Cerro del Hierro

La Vía Láctea sobre el Cerro del Hierro

En estas imágenes la Vía Láctea se ve con gran claridad gracias a la larga exposición de las fotografías pero nuestros ojos no son capaces de verla así, la siguiente imagen de todo el cielo trata de reflejar cómo ven nuestros ojos el cielo nocturno del Cerro de Hierro.

El Cielo del Cerro de Hierro a nuestros ojos

El Cielo del Cerro de Hierro a nuestros ojos

Esta entrada es original de Campos de Estrellas

Anuncios

Written by Felipe

1 julio, 2014 at 15:08

Publicado en astrofotografia, via lactea

Chandra revela un halo de gas caliente alrededor de la Vía Láctea

Un grupo de astrónomos ha utilizado Chandra, el telescopio espacial de rayos X de la NASA, para encontrar evidencias de que nuestra galaxia, la Vía Láctea, está inmersa en un enorme halo de gas caliente que se extiende por cientos de miles de años luz. La masa estimada para este halo es comparable a la de todas las estrellas de la galaxia.

Si el tamaño y la masa de este halo gas se confirman, también podría ser una explicación para lo que se conoce como el problema de los bariones perdidos de la galaxia.

Halo de la Vía Láctea

Halo de la Vía Láctea: NASA/CXC/M.Weiss; NASA/CXC/Ohio State/A.Gupta et al.

Los bariones son partículas, como los protones y neutrones, que constituyen más del 99,9 por ciento de la masa de los átomos que se encuentran en el cosmos. Las mediciones de los halos de gas y de las galaxias extremadamente distantes muestran que la materia bariónica presente cuando el Universo tenía sólo unos pocos miles de millones de años representa aproximadamente una sexta parte de la masa y la densidad de la existente e inobservable materia oscura. En la época actual, unos 10 mil millones de años después, el censo de los bariones presentes en las estrellas y el gas de nuestra galaxia y en el de las galaxias cercanas muestra que al menos la mitad de los bariones están en paradero desconocido.

En un estudio reciente, un equipo de cinco astrónomos utilizaron datos de Chandra, del observatorio espacial XMM-Newton de la Agencia Espacial Europea, y del satélite japonés Suzaku para establecer límites a la temperatura, extensión y masa del halo de gas caliente. Chandra observó ocho brillantes fuentes de rayos X situadas más allá de la galaxia, a distancias de cientos de millones de años luz. Las observaciones revelaron que los rayos X procedentes de estas fuentes distantes son absorbidos de forma selectiva por iones de oxígeno en la vecindad de la galaxia. Los científicos determinaron que la temperatura del halo de absorción es de entre 1 y 2,5 millones de Kelvin, o unos pocos cientos de veces más caliente que la superficie del Sol.

Otros estudios han demostrado que la Vía Láctea y otras galaxias están inmersas en gas caliente con temperaturas de entre 100.000 y 1 millón de Kelvin. Los estudios han indicado la existencia de gas más caliente, con una temperatura de más de 1 millón de grados Kelvin. Esta nueva investigación proporciona evidencias de que el halo de gas caliente que envuelve la Vía Láctea es mucho más masivo que el halo de gas cálido.

“Sabemos que hay gas alrededor de la galaxia, y sabemos lo caliente que es”, dijo Anjali Gupta, autor principal del artículo de la revista Astrophysical Journal que describe la investigación. “La gran pregunta es, ¿cómo de grande es el halo, y cuán masivo es?”

Para empezar a responder esta pregunta, los autores complementaron los datos de Chandra de la cantidad de absorción producida por los iones de oxígeno, con los datos de XMM-Newton y Suzaku sobre los rayos X emitidos por el halo de gas. Llegaron a la conclusión de que la masa del gas es equivalente a la masa de más de 10 mil millones de soles, quizás tan grande como 60 mil millones de soles.

“Nuestro trabajo demuestra que, para valores razonables de los parámetros y para supuestos razonables, las observaciones de Chandra implican una enorme reserva de gas caliente alrededor de la Vía Láctea”, dijo el coautor Smita Mathur de la Universidad Estatal de Ohio en Columbus. “Puede extenderse por unos cientos de miles de años luz alrededor de la Vía Láctea o se puede extender mucho más allá, por los alrededores de las galaxias del Grupo Local. En cualquier caso, su masa parece ser muy grande”.

La masa estimada depende de factores tales como la cantidad de oxígeno en relación a la de hidrógeno, que es el elemento dominante en el gas. Sin embargo, la estimación representa un paso importante en la resolución del caso de los bariones perdidos, un misterio que ha desconcertado a los astrónomos durante más de una década.

Aunque existen incertidumbres, el trabajo de Gupta y sus colegas ofrece la mejor evidencia hasta ahora de que los bariones perdidos de la galaxia han estado escondiendose en un halo de gas de millones de kelvin que envuelve a la galaxia. La densidad estimada para este halo es tan baja que los halos similares alrededor de otras galaxias habrían escapado a la detección.

Fuente de la noticia: NASA’s Chandra Shows Milky Way is Surrounded by Halo of Hot Gas.

Written by Felipe

24 septiembre, 2012 at 18:01

Publicado en chandra, galaxias, via lactea

Actualidad en Astronomía: Semana 25-6-2012

El repaso habitual a la actualidad astronómica de la semana.

Thyrrena Terra

NASA/MOLA Science Team /D. Loizeau et al.

Marte:

  • Nuevas evidencias de la existencia de agua en la Marte primitivo, la sonda Mars Express de la ESA ha encontrado rocas del subsuelo de Marte expuestas por el impacto de meteoritos que fueron alteradas por el agua. Estos cráteres se encuentran en una región de las tierras altas del hemisferio sur que se conoce como Tyrrhena Terra. En las rocas estudiadas se han identificado minerales que se formaron en presencia de agua, la cual debió discurrir en este región a varios kilometros de profundidad durante bastante tiempo. Sin embargo, a partir de estos datos no es posible determinar si las condiciones en aquella época también permitían la existencia de agua líquida en la superficie.
  • Marte, signos de congelacion y descongelación

    Universidad of Gothenburg

    Otras observaciones recientes apuntan a la presencia de agua líquida en la superficie de Marte en tiempos recientes geológicamente hablando. En algunos lugares del hemisferio norte de Marte el terreno muestra evidencias de haber estado sometido a procesos de congelación y descongelación. El terreno observado se ha comparado con el producido en la Tierra mediante el proceso de solifluxión, el cual se dan en las regiones cercanas a los polos. En este procesos el terreno saturado por el agua se vuelve fluido y cae por las pendientes debido a la acción de la gravedad. Estas formaciones sugieren que durante periodos cálidos de Marte, el terreno se satura de agua. Esta situación estaría vinculada a la inclinación de su eje de rotación, por lo que se trataría de un fenómeno recurrente.

Chorros en la atmśofera de Saturno

NASA/JPL-Caltech/Space Science Institute

Saturno:

  • Durante años se ha intentado comprender la fuente de enería que produce los turbulentos chorros que vemos en al atmósfera de Saturno. Usando diferentes filtros de la cámara de Cassini se han podido observar estos chorros a dos diferentes altitudes en la atmósfera de Saturno. De esta forman se ha visto cómo los remolinos a diferentes altitudes aceleran estos chorros y que los remolinos más potentes se encuentran a menor altitud, lo que apunta a que es el calor interno de Saturno y no el del Sol el que alimenta estos chorros que vemos en la atmósfera de Saturno. La explicación sería que el calor interno agita el vapor de agua, que se elevaría en la atmósfera y al condesarse liberaría calor, que acabaría por alimentar los chorros que vemos en las capas superiores.
Estructura de Titán

A. Tavani

Titán:

  • Cassini encuentra evidencias de la existencia de un océano líquido bajo la superficie helada de Titán. Las observaciones muestran que conforme Titán orbita a Saturno, la enorme gravedad de Saturno provoca unas mareas considerables en la superficie de Titán, las cuales llegan a alcanzar 10 metros de altura, lo que sugiere que Titán no está compuesto por entero de material sólido, sino que tendría en su estructura una capa líquida que formaría un océano bajo la superficie. Este océano no necesita ser muy profundo, y dado que la superficie de Titán está compuesta en su mayor parte por hielo de agua, este océano probablemente sea de agua. Que fuese de agua no apuntaría por sí mismo a la posible existencia de vida, ya que los científicos asocian la vida a la existencia de un océano en contacto con la roca, y no sabemos si el fondo de este océano es de roca o de hielo.
Púlsar IGR J11014-6103

NASA/CXC/UC Berkeley/J.Tomsick et al & ESA/XMM-Newton, DSS, 2MASS/UMass/IPAC-Caltech/NASA/NSF

Estrellas:

  • La imagen corresponde al que podría ser el púlsar que se desplaza a mayor velocidad de todos los que conocemos. Se encuentra a 30.000 años luz de nosotros junto a los restos de la supernova SNR MSH 11-61A. Viaja a más de 9 millones de kilómetros por hora y se pude apreciar una cola de material de 3 años luz de longitud que abandona el púlsar. Esta cola apunta hacia el centro de los restos de la supernova, donde se debía encontrar la estrella que explotó como supernova y se convirtió en este púlsar. La enorme explosión de la supernova habría proporcionado el impulso suficiente para lanzar el púlsar con esta velocidad.

Vía Lactea:

  • Un equipo de astrónomos ha encontrado evidencias de que la Vía Lactea tuvo un encuentro hace 100 millones de años con una pequeña galaxia o una nube de materia oscura. El descubrimiento se basa en las observaciones de 300.000 estrellas cercanas, las cuales se mueven hacia arriba y hacia abajo mientras giran con el disco de la galaxia. La distribución de estas estrellas no es regular y se asemeja a una ola vertical que recorre el disco. El evento que lo produjo o que aún lo puede estar produciendo no ha podido ser identificado, e incluso podría corresponder a más de un evento.
HD 189733b

NASA’s Goddard Space Flight Center

Exoplanetas:

  • Por primera vez se han detectado dramáticos cambios en la atmósfera de un exoplaneta. Se trata del planeta HD 189733b, de tipo júpiter caliente. Con el telescopio espacial Hubble se han podido observar evidencias que apuntan a una pluma de gas abandonando el planeta a un ritmo de 1000 toneladas de material por segundo. Este fenómeno se cree provocado por una poderosa fulguración que produjo su estrella y que observó el telescopio Swift unas horas antes. La proximidad de este planeta a su estrella hacen que recibiese una cantidad de rayos X unas 3 millones de veces superior a la que recibe la Tierra en las fulguraciones más potentes del Sol.
NASA/ESA/University of Florida, Gainsville/University of Missouri-Kansas City/UC Davis

NASA/ESA/University of Florida, Gainsville/University of Missouri-Kansas City/UC Davis

Galaxias:

  • Con el telescopio espacial Hubble se ha podido observar el inesperado arco de luz de una galaxia tras un lejano cúmulo de galaxias. Este arco corresponde a una galaxia que se encuentra mucho más alejada, y cuya luz ha sido deformada e intensificada por el cúmulo gracias a la gravedad de éste que lo hace actuar como lente gravitacional. Esta observación resulta inesperada por dos motivos. En primer lugar es excepcional el tener un cúmulo lejano tan masivo. Conforme miramos a mayor distancia, el Universo es más joven y resulta más difícil encontrar cúmulo de galaxias lo suficientemente masivo como para obtener un efecto de lente gravitacional. De hecho, éste es por el momento el cúmulo más lejano en el que se ha encontrado un efecto de lente gravitacional. El cúmulo se encuentra a 10 mil millones de años luz, y es el más masivo que conocemos a esa distancia, entre 5 y 10 veces más masivo que los que conocemos con esa edad. Por otro lado, observar la galaxia de fondo también es excepcional, porque la galaxia debe encontrarse aún más lejos, y es muy raro encontrar galaxias tan lejanas con un brillo tal que permita observarlas, incluso contando con un efecto de lente gravitacional. La galaxia observada se encuentra entre 10 y 13 mil millones de años luz y parece estar formando estrellas a un buen ritmo.

Más en el twitter de Campos de Estrellas.

Written by Felipe

1 julio, 2012 at 9:24

Actualidad en Astronomía: Semana 28-5-2012

El habitual repaso semanal a la actualidad en Astronomía.

Sol:

Ground level enhacement

Simon Swordy/Univ. of Chicago, NASA

  • Hace unos días se pudo observar una inusual emisión de partículas de alta energía provenientes del Sol. Estas partículas se han observado muy pocas veces, en los 70 años que llevamos con instrumentos capaces de detectarlas, sólo se han observado unas 100 veces. Cuando estas partículas chocan con los átomos y moléculas de nuestra atmósfera desencadenan una lluvia de partículas que alcanzan la superficie, algo que se conoce como GLE (ground level enhancement ), que se puede traducir como realce al nivel del suelo. Este caso fue inesperado porquese originó en una erupción de clase M, que es como mínimo 10 veces menos potente que las de clase X, las más energéticas y por tanto más proclives a generar estar partículas tan energéticas. Por otro lado, se pudo observar con PAMELA, un instrumento sensible a las partículas muy energéticas, pensado para estudiar los rayos cósmicos, pero que también se puede usar, como en este caso, para observar partícular provenientes del Sol.
Cráter Argyre de Marte

NASA

Marte:

Plumas de  Encélado

NASA/JPL/Space Science Institute

Saturno:

  • Las plumas de Encélado se han revelado como un laboratorio para estudiar un nuevo tipo de plasma. Este plasma se origina a partir de los grano de hielo y el vapor de agua que emanan de las grietas que posee Encélado cerca de su polo sur. Al interaccionar con el plasma de la magnetosfera de Saturno, el material se las plumas se ioniza y se convierte en el plasma ahora observado, que los científicos creen que corresponden a un tipo de plasma polvoriento que había sido teorizado, pero no observado hasta el momento. Las observaciones de la nace Cassini muestran que los granos de este plasma tienen tamaños que van de tan solo unas pocas moléculas de agua hasta los 100 micrómetros, y que una gran proporción de estos granos atrapan electrones en su superficie. En este plasma las partículas cargadas negativamente son las que poseen mayor tamaño, y las positivas el menor. Lo contrario de lo que ocurre en los plasmas habituales.

Agujeros negros:

M31 y Via Lactea en 3,75 miles de millones de años

NASA, ESA, Z. Levay, R. van der Marel, T. Hallas, A. Mellinger

Vía Lactea:

Cosmología:

Astronáutica:

Más en el twitter de Campos de Estrellas.

Written by Felipe

3 junio, 2012 at 8:29

La Vía Láctea y la Galaxia de Andrómeda, un inevitable choque de titanes

La Vía Láctea y la Galaxia de Andrómeda son las dos galaxias más grandes del Grupo Local de galaxias, compuesto por una treintena de galaxias, la mayoría de pequeño tamaño. En este grupo predominan claramente estas dos grandes galaxias, separadas por algo más de 2,5 millones de años luz. Sin embargo esta distancia se acorta, ambas galaxias se aproximan a una velocidad de unos 400 km/h. En unos 4 mil millones de años se producirá una fusión entre ambas galaxias.

Se han dado a conocer las mediciones más precisas hasta el momento de la velocidad a la que se aproxima la Galaxia de Andrómeda, y se han obtenido con el telescopio espacial Hubble. Con este telescopio, en 2002 y en 2010 se han obtenido las posiciones de un conjunto de estrellas de la Galaxia de Andrómeda con respecto a las galaxias de fondo, aunque en tan sólo 8 años el movimiento de estas estrellas es muy sutil, incluso para el Hubble, un análisis de estas imágenes ha permitido proyectar el movimiento de estas estrellas en el futuro, y así determinar con mayor precisión la velocidad a la que se acerca la Galaxia de Andrómeda (también conocida como M31).

M31 y Vía Láctea en el presente

M31 y Vía Láctea en el presente: NASA, ESA, Z. Levay and R. van der Marel (STScI), T. Hallas, and A. Mellinger

En la actualidad es posible tener una visión de ambas galaxias, ya que Andrómeda se encuentra en el cielo cerca de la Vía Láctea desde el punto de vista de la Tierra. Dentro de 3,75 miles de millones de años, la visión será muy distinta, y desde luego será un espectáculo tener una visión tan cercana de la estructura de una galaxia en espiral como Andrómeda.

M31 y Vía Láctea en 3,75 miles de millones de años

M31 y Vía Láctea en 3,75 miles de millones de años: NASA, ESA, Z. Levay and R. van der Marel (STScI), T. Hallas, and A. Mellinger

A pesar de lo aparatoso que pueda parecer una fusión de dos galaxias, es muy poco probable que se produzcan choques de estrellas y planetas. Como podemos ver en nuestra propia galaxia, las estrellas están separadas por varios años luz, en realidad hay bastante espacio libre, las estrellas pasarán con casi toda probabilidad por este espacio libre, y aunque sí influirán gravitatoriamente entre ellas, el choque entre estrellas se cree que será algo excepcional.

M31 y Vía Láctea en 4 mil millones de años

M31 y Vía Láctea en 4 mil millones de años: NASA, ESA, Z. Levay and R. van der Marel (STScI), T. Hallas, and A. Mellinger

En 4 mil millones de años el proceso de fusión de ambas galaxias es un hecho, los centros de ambas galaxias llevarán a cabo una danza entre ambos que durará unos miles de millones de años más, y finalmente, dentro de 7 mil millones de años, la fusión de ambas galaxias habrá producido una gigantesca galaxia elíptica. Si aún existiese la Tierra, la visión de la galaxia en la que estamos será muy diferente a la actual, veríamos un núcleo enorme y brillante, con un gigantesco halo que lo rodea, con muchas estrellas, pero con poco gas, y desde luego sin ningún rastro de la estructura de brazos que vemos actualmente en la Vía Láctea y en la Galaxia de Andrómeda.

M31 y la Vía Láctea fusionadas en una elíptica en 7 mil millones de años

M31 y la Vía Láctea fusionadas en una elíptica en 7 mil millones de años: NASA, ESA, Z. Levay and R. van der Marel (STScI), T. Hallas, and A. Mellinger

En la futura galaxia elíptica, nuestro Sol será ya una enana blanca, y llevará una trayectoria que no se parecerá en nada a la órbita circular que actualmente realiza en la Vía Láctea, su órbita realizará unos hermosos bucles alrededor del núcleo, alejándose y acercándose a éste. Todo esto y algunos detalles más se puede ver en el siguiente video (en inglés).

.

Noticia: NASA’s Hubble Shows Milky Way is Destined for Head-on Collision with Andromeda Galaxy.

Written by Felipe

31 mayo, 2012 at 19:18

Publicado en galaxias, via lactea

Actualidad en Astronomía: Semana 13-2-2012

Hubble nos muestra la reliquia de una galaxia hecha pedazos

Agujero negro de una galaxia despedazada

NASA, ESA and S. Farrell

El telescopio espacial Hubble nos ofrece una imagen de la galaxia ESO 243-49 en la que se puede apreciar un cúmulo de jóvenes estrellas azules que alberga un agujero negro de tamaño medio llamado HLX-1. Éstos podrían ser los restos de lo que en su día fue una galaxia enana.

Los agujeros negros de pequeño tamaño se forman por el colapso se una estrella masiva, sin embargo hay agujeros negros muy masivos, de millones e incluso miles de millones de masas solares en el centro de muchas galaxias. La  formación de estos agujeros negros aún no está clara, se piensa que pueden formar por la sucesiva fusión de agujeros negros. Éste podría ser el futuro de este agujero negro descubierto, fusionarse con el agujero negro de la galaxia ESO 243-49, aunque no se tienen aún datos para confirmarlo, ya que también podría tener una trayectoria que lo mantuviera orbitando esta galaxia, como un objeto más de ésta.

Estudiando los ecos de luz de Eta Carinae

Ecos de luz de Eta Carinae

NASA, NOAO, and A. Rest (STScl)

Eta Carinae es una de las estrellas más masivas que conocemos y se encuentra en la constelación de la Quilla. En 1837 experimentó una gran explosión que la convirtió en la segunda estrella mása brillante del cielo. Eta Carinae tiene unas 150 masas solares, y en esa gran explosión expulsó unas 20. Durante los 21 años que mantuvo su brillo no hubo instrumentos que pudiesen recoger datos de esa explosión, pero ahora, parte de esa luz se ha podido estudiar tras haber sido reflejada por unas nubes a unas decenas de años luz de esta estrella, lo que se conoce como un eco de luz, de esta forma, parte de la luz de aquella explosión ha tomado un camino más largo y nos llega ahora, lo que permite estudiarla con las técnicas actuales. Esto se había hecho con anterioridad para estudiar explosiones de supernovas, pero es la primera vez que se hace para estudiar una explosión recurrente, como las que experimenta Eta Carinae.

Aunque siguen sin conocerse las causas de esta explosión, estudiar esta luz ha permitido determinar que la temperatura de la explosión fue de unos 5000º Kelvin, menor de lo que se pensaba, y también ha permitido estudiar el espectro de esta luz, que no presenta líneas de emisión o absorción. Todo esto servirá para ajustar los modelos que puedan explicar esta explosión.

Una neblina de radiación de microondas en el centro de la Vía Lactea

Neblina de microondas alrededor del centro de la Vía Lactea

ESA

La misión Planck de la ESA ha revelado nuevos datos procedentes de sus estudios de todo el firmamento. Ha descubierto una neblina alrededor del centro de la galaxia, que estaría producida por electrones que atraviesan campos magnéticos tras haber sido acelerados por la explosión de supernovas, lo que se conoce como radiación sincrotrón, aunque sus características no encajan exactamente con las de este tipo de radiación. También se han descubierto nubes de gas frío que no se conocían y se ha proporcionado un mapa de la distribución de las nubes de monoxido de carbono en nuestra galaxia. Algo que se utiliza para saber dónde se encuentran las nubes de hidrógeno, más difíciles de detectar, pero que se dan donde las condiciones favorecen la formación de monóxido de carbono.

El principal objetivo de Planck es estudiar la radiación del fondo de microondas, aunque habrá que esperar hasta 2013, para que los datos sobre este estudio sean publicados.

Los intensos procesos de formación estelar podrían destruir los cúmulos globulares

Cumulo globular M80

HST/NASA/ESA

En la fusión de galaxias se intensifican los procesos de formación estelar, grandes nubes de gas y polvo sufren presiones que provocan su condensación y el nacimiento de cientos e incluso miles de estrellas. Una cantidad de estrellas tan elevada puede dar lugar a un cúmulo globular. Según esto, los intensos procesos de formación estelar favorecen la formación de cúmulos globulares, aunque según muestran las simulaciones de un grupo de astrónomos, también acaban por destruir la mayor parte de estos cúmulos.

El número de estrellas en los cúmulos globulares es bastante elevado, de miles e incluso millones de estrellas, por contra, los cúmulos abiertos presentan una cantidad de estrellas considerablemente inferior y muy variable en número. Esto podría tener su explicación tras las simulaciones hechas por un grupo de astrónomos, en el que han observado que en los procesos de formación estelar de gran intensidad que se producen en la fusión de galaxias, los cúmulos estelares se ven sometidos a numerosos tirones gravitatorios, que acaban por dispersarlos. Sólo los cúmulos con un número de estrellas lo suficientemente elevado resisten estos envites del entorno tan convulso en el que se forman. Esta explicación podría demostrarse observando galaxias con intensos procesos de formación estelar.

Las nubes oscuras de Tauro

Nubes de polvo y gas en Tauro

ESO/APEX(MPIfR/ESO/OSO)/A. Hacar et al/DSS2

El telescopio APEX nos muestra una nube de gas y polvo cósmico de 10 años luz de tamaño en la constelación de Tauro. Las nubes de gas y polvo como éstas son las que dan origen a las estrellas. La alta densidad del polvo y el gas de estas nubes, unido a sus bajas temperaturas contribuyen a que el material de estas nubes se condense y se acaben formando estrellas.

Estas nubes se muestran muy oscuras en el rango de la luz visible, en el que sólo llegan a ser visibles cuando alguna estrella cercana las ilumina. La parte superior derecha de la nube se conoce como Barnard 211, y la izquierda como Barnard 213. Es en esta última donde se aprecian los signos de formación estelar, con varios núcleos brillantes en los que el polvo y el gas ya se ha condensado para dar lugar a nuevas estrellas. Desde este punto de vista, esta zona de la nube se encuentra más evolucionada. En la zona derecha, Barnard 211 no lo está tanto y aún no muestra signos evidentes de formación estelar.

‘Polvo’, un video con imágenes de Marte, por HiRISE

.
Rotundo éxito del nuevo lanzador de la ESA, Vega, en su vuelo inaugural.

Written by Felipe

19 febrero, 2012 at 18:23

Actualidad en Astronomía: Semana 6-2-2012

¿Está Venus rotando más lento con el paso del tiempo?

Venus Express

ESA

Nuevas mediciones del orbitador Venus Express han mostrado que la rotación de Venus es en media 6 minutos y medio más lenta que la que midió la sonda Magallanes hace 16 años.

Las mediciones de la rotación de Venus sirven para determinar si Venus tiene un núcleo sólido o líquido. Si Venus tiene un núcleo sólido, éste se concentrará hacia el centro del planeta, y en ese caso, el planeta se verá menos afectado por las fuerzas que puedan modificar su rotación. En el caso de Venus, lo que más puede influir en su rotación es su densa atmósfera, que puede frenar la rotación por el rozamiento con la superficie del planeta. Este efecto también se da en la Tierra aunque es muy pequeño, del orden de un milisegundo al año, y depende de los vientos y las temperaturas de cada año. Futuras mediciones del orbitador Venus Express permitirán confirmar los posibles cambios que esté sufriendo la rotación de Venus.

La superficie de Marte es demasiado árida para albergar vida

Phoenix lander en Marte

NASA/JPL-Calech/University of Arizona

Tres años de análisis de las muestras de suelo marciano que recogió la Phoenix Lander han permitido determinar que la superficie de Marte es árida desde hace varios cientos de millones de años. A pesar de las evidencias que apuntan a un pasado marciano húmedo y cálido, y a la presencia de hielo sobre la superficie en la actualidad, la prolongada aridez del suelo marciano convierten su superficie en un entorno inhóspito para la vida.

El estudio también señala que la superficie estuvo expuesta al agua como mucho durante unos 5000 años, un tiempo demasiado breve como para que la vida se haya podido dar sobre la superficie de marciana. El estudio comparó las muestras del suelo marciano con muestras del suelo de la Luna y la Tierra, y han podido verificar que los suelos de la Luna y de Marte se formaron en condiciones de sequedad similares.

El agujero negro del centro de la Vía Lactea podría estar engullendo asteroides

Sgr A* y asteroides

NASA/CXC/M.Weiss

Durante años se han observado destellos de rayos X en el agujero negro que hay en el centro de la Via Lactea. Estos destellos son bastante frecuentes, con un media de uno cada día. Ahora, observaciones con el telescopio espacial Chandra proporcionan una nueva explicación para estos destellos, las cuales serían el resultado de la destrucción de asteroides y cometas que han sido atraidos por este agujero negro. Los asteroides y cometas provendrían de los sistemas estelares cercanos, en los que cualquier carambola gravitatoria los habría puesto a merced de la enorme fuerza gravitatoria de este agujero negro. Los destellos se producen cuando estos asteroides y cometas son vaporizados por las enormes temperaturas que se alcanzan en el disco de acreción del agujero negro. Este proceso guarda cierta similitud con el de la destrucción de los cometas que se acercan demasiado a nuestro Sol.

Un método para estudiar la historia de la formación estelar en las galaxias

M32

Thomas M. Brown (GSFC) et al., NASA

Científicos del IAC han desarrollado un método que permite descubrir la historia de la formación estelar (HFE) de una galaxia a partir del estudio del color y el brillo de sus estrellas.

Este método se ha aplicado a la galaxia M32, una galaxia elíptica enana que puede arrojar luz sobre la HFE de las galaxias elípticas mayores, las cuales se hayan demasiado lejos para poder estudiar sus estrellas individuales. Los resultados de este estudio indican que el 40% de la masa de M32 se formó hace entre 2.000 y 5.000 millones de años, y alrededeor del 55% de su masa se formó hace más de 5.000 millones de años, el resto son estrellas jóvenes. Este resultado es interesante porque se considera que las galaxias elípticas están formadas principalmente por estrellas viejas. Este estudio muestra que al menos las galaxias elípticas enanas sí pueden tener una cantidad importante de estrellas jóvenes. “Si las galaxias elípticas enanas son el mismo objeto que las galaxias elípticas mayores pero con menor masa, entonces las galaxias elípticas mayores también podrían albergar una importante población de estrellas de edades intermedias y jóvenes”.

La turbulenta historia de los supercúmulos de estrellas producidos por las fusiones de galaxias

Supercúmulo de estrellas en las Galaxias Antena

IAS

La fusión de grandes galaxias desencadena unos intensos procesos de formación estelar en las galaxias implicadas. Estos procesos pueden producir supercúmulos de estrellas, uno de los cuales fue descubierto por el telescopio Hubble hace 20 años en las Galaxias Antena. Sin embargo hasta ahora no se ha podido estudiar con el suficiente detalle como para explicar su proceso de formación. Esto se ha hecho ahora con los telescopios ALMA y VLT.

La fusión de galaxias agita el gas que contienen. En estas condiciones, el gas no se llega a condesar para producir nuevas estrellas. Para producir estrellas el gas debe perder energía, en definitiva, enfriarse para poder condensarse y formar estrellas. Cuando el gas pierde su energía brilla, lo cual ha sido observado con el VLT, pero además se han observado otras zonas en las que el gas aún presenta turbulencias, pero que van desapareciendo. En un millón de años, este gas se podría enfriar lo suficiente como para dar lugar a otro supercúmulo de estrellas.

Un vórtice de plasma sobre la superficie del Sol

Para terminar un magnífico video de SDO que muestra un remolino de plasma sobre la superficie del Sol. Este chorro de plasma gira debido a la acción de dos fuerzas magnéticas que parecen competir entre sí mientras tiran del plasma en diferentes direcciones.

.

Un recorrido por la Pequeña Nube de Magallanes, una galaxia enana en la vecindad de la Vía Lactea.

Esta semana se ha publicado la imagen en infrarrojo más detallada hasta el momento de la Nebulosa Carina, tomada con el VLT.

Written by Felipe

12 febrero, 2012 at 9:59

Publicado en galaxias, marte, venus, via lactea

A %d blogueros les gusta esto: